X

RAMÍREZ JONAS, Paul

Estados Unidos, 1965
Vive en Brooklyn, EUA

Paul Ramírez Jonas ha exhibido individualmente en la Pinacoteca do Estado de Sao Paulo; el Aldrich Contemporary Art Museum en Ridgefield, en Connecticut; el Jack S. Blanton Museum of Art de Austin en Texas; y a tenido una exposición retrospectiva en la Ikon Gallery y Cornerhouse en Birmingham. Cuenta con numerosas exposiciones colectivas, entre ellas, en el P.S.1, en Nueva York; el Brooklyn Museum, en Brooklyn; The Whitechapel, en Londres; el Irish Museum of Modern Art, en Dublín; The New Museum, en Nueva York; y en la Kunsthaus Zürich, en Zúrich. Participó en la 1era Bienal de Johannesburgo, en la 1era Bienal de Seúl, en la 6ta Bienal de Shanghái, en la 28va Bienal de Sao Paulo, en la 53va Bienal de Venecia, y en la 7a Bienal do Mercosul, en Porto Alegre. En el 2010, su proyecto Key to the City fue presentado por Creative Time en cooperación con la Ciudad de Nueva York. El Contemporary Art Museum de Houston está organizando una exposición sobre sus 25 años como artista, prevista para el 2017. Es Profesor Titular de la Universidad de la Ciudad de Nueva York, CUNY. Nació en California de familia Hondureña y Argentina pero creció en Honduras. Es ciudadano de ambos países. P.R.J.


En la X Bienal Centroamericana:

Paul RAMÍREZ JONAS
Dictar y recordar. Literatura gris, 2010 / 2016
Fotografía, libro. Papel impreso, fotografía digital
Cortesía del artista, Galería Nara Roesler y Koenig & Clinton Gallery

En torno a Dictar y recordar. Literatura gris:

Un evento de veinticuatro horas que ocurrió el viernes 22 de octubre del 2010. ¿Hay una historia oficial? ¿Qué hacemos con un país con casi más gobiernos que años de independencia? Dictar y Recodar fue una convocatoria pública con el objetivo de reunirse por veinticuatro horas y atentar lo imposible: escribir una historia completa de Honduras. La pregunta fue la siguiente: ¿si la historia completa del país existe, pero regada en los fragmentos de las memorias individuales de cada compatriota, es posible que hayan años de los cuales nadie se acuerda? Y además, ¿existen periodos que cada uno recuerda de manera distinta? La memoria fue el material de esta obra. Durante una noche y un día, cualquier persona pudo dictar su pedazo de la historia a una de las diez mecanógrafas que estaba de turno. Cada voz se transformó en páginas escritas, y las páginas se acumularon para formar un libro. De esta manera, la historia informal toco la puerta de la biblioteca y el recuerdo se coló en el archivo. No hubo precondiciones, ni esfuerzo al consenso. Esta invitación estuvo abierta a todo el público, no importaba si sabían poco, mucho, si le gustaba exagerar, mentir, o decir la verdad. P.R.J.

Obras anteriores